Carmela Silva: “En esta provincia la cultura, el patrimonio y la gastronomía es una forma de estar en el mundo y todos estos festivales lo representan como muy pocas cosas”.

“El 2020 va a ser un año de música y el 2021 un año de más música”. De este modo describió hoy la presidenta de la Diputación de Pontevedra, Carmela Silva, la “reinvención” de los festivales de las Rías Baixas en tiempos de la Covid. Silva refrendó durante la presentación oficial de la nueva edición de los Rías Baixas Fest el “absoluto respaldo de la institución a esta industria cultural, turística y estratégica de la provincia” y agradeció a los promotores y promotoras de estos eventos que fueran quien de abrir nuevos formatos y propuestas para mantener su continuidad en este año, hacia la recuperación total de sus contenidos y su “resurgir” en el próximo 2021.

“Estoy emocionada después de que todos habían decidido no rendirse ante una situación tan compleja derivada de una pandemia, con todo lo que esto significa para la industria musical en Galicia y en nuestra provincia _señaló la presidenta provincial en el acto que se celebró bajo el icónico magnolio de los jardines del Pazo Provincial_. Sabíamos que éramos un pueblo guerrero, pero tras la Covid no hay duda de que no hay nada que pueda con nosotros, que pueda con nuestros sueños, con nuestras ideas y nuestro deseo de no parar de crear. Vivimos en una provincia donde nuestra cultura, nuestro patrimonio y nuestra gastronomía es una forma de estar en el mundo que todos estos festivales representan como muy pocas cosas”.

De este modo, este año PortAmérica (Caldas), Revenidas (Vilaxoán, que este año se llama Revenidas en Conserva), Atlantic Fest (Vilagarcía),  SonRías Baixas (Bueu), Sinsal (Redondela) y Vive Nigrán apostarán por nuevas actividades, entre las que figuran iniciativas turísticas, promociones, conciertos online o de pequeño formato que, como destacó la presidenta, irán anunciando en los próximos días, hacia poder recuperar para el año que viene la esencia de los festivales. “El público se encontrará con festivales renovados, hechos con más ilusión que nunca y que en este año se tienen reinventado con las nuevas tecnologías _apuntó_, que nos permiten seguir haciendo conciertos y contactando con la ciudadanía”. “Va a ser un año particular, pero con muchísimas iniciativas, cada una con un lema para identificar lo que va a suceder”.

Consciente de su importancia para la supervivencia del sector cultural tras la crisis de la pandemia y también de la repercusión económica que estos festivales tienen para la provincia, la Diputación decidió este año mantener la consignación ya prevista para estos eventos y garantizar la del 2021, con una inversión total de 450.000 euros (225.000 por cada anualidad). “Tenemos una industria musical muy potente y estos festivales son una referencia que además genera actividad económica y mucho empleo y no podíamos dejar de apoyarla; no hacemos otra cosa que lo que tenemos que hacer como administración”, indicó Carmela Silva, que resaltó también el fuerte enlace de cada uno de estos eventos con el territorio en el que se celebra, “y con su paisaje, su gastronomía, con su comercio de cercanías, nuestras productoras y productores y con el turismo sostenible”. “Son festivales _añadió_ que además de la música son igualdad, son apuesta por el territorio, por la diversidad, una apuesta por el medio ambiente y respeto a todas las personas, algo que los identifica”.

Tanto la presidenta de la Diputación como las y los responsables de los festivales mostraron también su agradecimiento al público, “muy fidelizado” y que en gran número sigue manteniendo sus entradas para el año que viene. En el transcurso del acto, al que asistieron también representantes de los distintos ayuntamientos, se proyectó el vídeo de la nueva campaña turística de la institución, “Ven”, “para que la gente siga viniendo”, así como un audiovisual que recogió imágenes de la anterior edición de los festivales. Bajo el enorme magnolio de los jardines del Pazo,  “que es el símbolo de la tierra y fortaleza de nuestra tierra y de un pueblo que tiene unas raíces profundas”, Carmela Silva garantizó el éxito de esta nueva etapa y remarcó que “este proyecto de los Rías Baixas Fest es un proyecto de todos y todas _agregó_ , una suma de voluntades por la que tenemos que apostar los ayuntamientos, las industrias y la administración provincial. Vamos a salir de esta y vamos a salir muy fuertes”.

Por su parte, Susana Laya, responsable del Atlantic Fest, recordó que “el sector cultural se enfrentó a diversas crisis y mostró que es luchador. Esta crisis es diferente porque no conocemos el enemigo y está siendo especialmente dura con nosotros” pero, aseguró, “nuestra vocación es la música y especialmente la música en directo, por eso seguimos apostando de forma firme y nos adaptamos con acciones culturales que garantizan la seguridad de todas las personas implicadas”. La reinvención de los #RíasBaixasFest pasa por “reducir los formatos en horas y capacidad y por protocolos adaptados a la nueva normalidad”. Laya señaló la importancia de la “continuidad de todos los festivales, no solo de algunos, porque formamos parte con un tejido que sustenta en gran parte la cultura y del que viven muchas familias”. Además, los festivales, aseguró, son “conscientes de nuestra responsabilidad en cuestiones sanitarias: estamos trabajando para que en 2021 tengamos los mejores festivales posibles, que si ya eran buenos ahora con la ilusión que tenemos serán increíbles”. Esta adaptación y supervivencia de los festivales es posible “gracias al apoyo de la Diputación y de los ayuntamientos en este momento tan crítico: nos permitió desarrollar nuestra actividad este verano y mantenernos vivas y vivos para volver con más fuerza”, aseguró Laya, que también resaltó que el apoyo de la Diputación es de largo recorrido, ya que “llevamos años trabajando en una marca, los #RíasBaixasFest, bajo la que compartimos el objetivo de ser eventos de calidad que representan con fidelidad el territorio donde se desarrollan”.

Por su parte, el representante de SonRías Baixas, Jordi Lauren, aseguró que “ya superamos muchos retos y generamos muchas ilusiones, pero los retos son diarios y eso hace que aún no sepamos como nos enfrentaremos a nuestra nueva normalidad. Estando en el mismo barco, lo vamos a conseguir”. Lauren recordó que “los festivales de música son ecosistemas complejos de manejar y de hacer subsistir”, y la única manera de lograrlo, señaló, es “conviviendo cuatro factores: territorio, administraciones públicas, patrocinios privados y público”. Respecto a este último, Lauren aseguró que “sabemos que confían en nosotros, porque nos apoyaron desde el principio, y sin él no podríamos aguantar”. En cuanto a las perspectivas de futuro, “esperamos que sea un paréntesis lo más pequeño posible, pero aunque dure más del deseado seremos quien de construir algo semejante y de superarlo. Guerrero, gallego, territorio y emoción, son palabras que nos definen porque cuando nos empeñamos en algo lo podemos conseguir”.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest

Share This